86 y 87 de 1.001 canciones que hay que oir antes de morir.- “Little Darling” por The Diamonds (1.957) y “Great balls of fire” por Jerry Lee Lewis (1.957)

¿Se creían que había cerrado el blog? No way, aquí seguimos con ánimos renovados, y para que vean que la cosa va en serio, hoy hacemos dos entregas.

The Diamonds fueron un cuarteto canadiense de un genero conocido como doo wop (por aquello de las voces de dudu dudua) y que alcanzaron bastante fama entre los años 1956 y 1961 interpretando versiones de cantantes negros los siendo el tiroriro de hoy su mayor éxito.

Y poco mas les tengo que contar.

Valoración crítica

En el video se pueden saltar el primer minuto y pico en el que el presentador se dedica a repasar la lista de éxitos de la época. Se me van directamente a la canción. La interpretación es bastante divertida con uno de los protagonistas haciendo comentarios musicales en falsete con gran sentido del humor. Me dirán que no es gran cosa, pero es una música amable, que se oye con agrado, merecedora de al menos 3 estrellas, no me sean rácanos.

De la vida turbulenta de Jerry Lee Lewis ya hemos hablado largo y tendido hace dos entradas. Pues esta es su tema más conocido que con su ritmo contagioso escaló hasta los primeros puestos de las listas de éxitos de EE.UU. y UK.  Y todo esto con el mérito añadido, en primer lugar, de tener que hacerse un hueco en un mercado dominado por los golpes de cadera de  un joven Elvis, y en segundo lugar, de contar con la oposición de una serie de emisiones de radio, las cuales no dudaron en boicotearlo por encontrar la actitud del cantante y pianista demasiado provocativa, al borde de la blasfemia según algunos.

Como ya comentamos, en 1989 la canción daría nombre a la película biográfica del músico, Great Balls of Fire!, cinta en la que intervinieron, entre otros, Dennis Quaid (Jerry Lee) y Winona Ryder (Myra). Gracias a ella,  nos podemos hacer una idea de la popularidad que acompañó en su momento al artista estadounidense, aunque si alguien no la ha visto todavía, a continuación podrá disfrutar del virtuosismo de  Jerry Lee Lewis en directo.

Valoración crítica

Nunca he compartido el excesivo entusiasmo que despierta esta canción Cuando era joven, se puso de moda (otra vez) esta canción. En los “bajos de Aurrera” de Moncloa (quien esté por debajo de una provecta edad no sabrá de que le hablo) había garitos donde al termino de la jornada de música “convencional” ponían este tipo de música. Algunos amigos míos cuando ponian las “bolas de fuego” saltaban como posesos, no era mi caso, pese al estado normalmente alcohólico con que me conducía a esas horas. Me gusta más la otra de Lewis que pusimos; así que con un 3 va bien servida.

Atención al bailecito de la juventud que se ve en el video.

Anuncios